Sábado 20 de Julio de 2024

03/06/2023

Regionales

Debate

¿Debe volver a jugarse el Campeonato Argentino de Rugby de mayores?

Salimos a indagar a ex jugadores calificados sobre un tema recurrente, el Campeonato Argentino de Mayores.
Patricio Guzmán

Redactor de Tercer Tiempo Noa

La pregunta que encabeza esta nota plagada de opiniones calificadas, es una constante desde que en 2017 el Campeonato Argentino de Rugby de mayores bajó sus persianas porque era inviable para la Unión Argentina de Rugby.

Con la caída del mítico campeonato que se jugó desde 1945 hasta el 2017, las uniones provinciales del interior del país, intentan buscarle la vuelta a un sistema de vidriera y competencia, para mantener sus patrocinadores (los que sostiene económicamente la representación en gran parte) y no perder la identidad y el sentido de pertenecía amateur. El encuentro “Norte Grande” realizado días atrás en Santiago del Estero entre el local, Salta, Tucumán y URNE, es el botón de muestra de dicha necesidad.

Con la aparición del profesionalismo, las franquicias en curso, el enorme éxodo de jugadores a clubes de exterior, el alejamiento de otros tantos sin incentivos luego de la  pandemia y a menos de 100 días para que la atracción principal se la lleven Los Pumas en su desafío mundialista, es menester indagar qué tipo de lugar ocupa el rugby amateur en sus archivadas selecciones provinciales, que no tienen competencia y solo aisladas apariciones ¿Es realmente definitivo el adiós al tradicional campeonato? ¿Habrá alguna estrategia dirigencial que le permita reinventarse en algún espacio del calendario ovalado?

En Tercer Tiempo Noa, y con la libertad y diversidad que nos caracteriza a la hora ponerle el micrófono a nuestros protagonistas, salimos a indagar sobre el tema a ex jugadores que representaron a sus provincias en diferentes Campeonatos Argentinos.

Los ex jugadores tienen la palabra

“Creo que debe volver el torneo porque es una motivación extra para cada jugador de cada provincia. Hoy, hay muchos buenos jugadores que quedan al margen del sistema y este es un buen lugar para que ellos tengan un lugar donde mostrar su juego y tener su lugar de encuentro en un mismo color. A nivel uniones es único, por la posibilidad de que las mismas generen buenas jornadas y eventos atractivos. Al perderse el Campeonato Argentino, las uniones perdieron el sentido de pertenencia, a la par transita el bajo nivel de juego o los jugadores que emigran al exterior. El Argentino es un incentivo. No entiendo el porqué se sacó el torneo. Tranquilamente podría estar en paralelo con los otros torneos que realiza la UAR, donde el nivel profesional no es tan inalcanzable”.

Martín Pfister (Tucumán Rugby Club – Jugó una edición para Salta y 10 ediciones para Tucumán)

“El Argentino es importante en su regreso porque conlleva para que el jugador represente a su club y por ende a su provincia, si es que no tiene la posibilidad de ser parte de las nuevas academias. El valor de agregado que tiene jugar con y contra los mejores, hace que sea significativo. Tuve la posibilidad de jugarlo y me dio la dicha de enfrentar a ex pumas como Hugo Porta, Serafín Dengra, Eliseo Branca y Pablo Garretón, por nombrar algunos, y eso le dio más sentido del pertenecía a mi paso por Los Mayuatos. No hay que mezclar lo profesional con los amateur, pero tampoco dejar de remarcar que el rugby de clubes le da de comer a las franquicias.

Marcelo Modad (Tiro Federal – Jugó 8 ediciones para Salta)

“No estoy seguro en la respuesta. Por un lado sí, porque es importante que aquellos jugadores que no llegan al sistema puedan tener una oportunidad de ser reconocidos. Si, porque es importante que siga existiendo el sentido de pertenencia. Si, porque atraería sponsors”.

“No, porque los últimos Argentinos los jugadores prácticamente no mostraron mucho interés, por ende tampoco había público, salvo familiares. No, porque el calendario es muy apretado, juegan demasiados partidos al año. No porque el seleccionado siempre utilizó gran parte del presupuesto de las uniones”.

Guillermo Maldonado (Jockey Club Córdoba – Jugó 5 ediciones para Córdoba)

“El Campeonato Argentino le da vida y esencia al seleccionado de cada provincia. Cada uno de los que jugamos dicho campeonato, sabemos del honor que significaba estar allí. Nos da un enorme sentido de pertenencia ser parte de tal representatividad”.

Daniel Tobal (La Tablada – Jugó 9 ediciones para Córdoba)

“Creo que debe volver a tener lugar la máxima competición de nuestro rugby doméstico. Un torneo que independientemente del juego en su nivel, desarrolla relaciones interpersonales para toda la vida.

Alejandro Centeno (Tala Rugby Club – Jugó 2 ediciones para Córdoba).

“Considero que debe volver el Campeonato Argentino, tanto en mayores como en M-21. Es el más argentino de los campeonatos por lo que significa en materia federal. En lo personal, fue un orgullo representar a mi provincia con un gran sentimiento por la camiseta naranja en mi pecho. Sentís tu provincia, tu club, tu familia y tus amigos, cada vez que lo juegas. Sería bueno recuperar esa mística de amistad con amigos de otras provincias”.

Manuel Cerrutti (Lince Rugby Club- Jugó 5 ediciones para Tucumán)

“Si se debería jugar el Campeonato Argentino nuevamente. Es un torneo con mucha mística, con mucha historia, es expresión genuina del rugby amateur. Una vidriera de grandes jugadores.  Fue un orgullo representar a mi club en el seleccionado provincial.

Rodrigo María (La Tablada Rugby Club – Jugó 8 ediciones para Córdoba)

“Que vuelva el Argentino es un gran incentivo para los jugadores que quieren representar a su provincia. Sería cuestión de hacerlo en diferentes ventanas con definiciones de semifinales y final. Creo que si se vuelve a jugar, el nivel sería mejor”.

Patricio Mesón (Tucumán Rugby Club – Jugó 8 ediciones para Tucumán)

“Hoy en día todas las provincias deberían tener una franquicia SLAR. Jugar y representar a tu provincia profesionalmente es muy gratificante para un jugador. Así, muchos jugadores jóvenes no emigran en busca de otras oportunidades”.

Rodrigo Bruno (Jockey de Villa María – Jugó 6 ediciones para Córdoba)

“Debería volver a jugar el Argentino. Creo que la caída del rugby del interior fue por haberlo sacado. Los chicos, al no tener motivación después de jugar en primera, optan por emigrar; ya sea a Buenos Aires para ver si pueden jugar en algún club vidriera, o se van a Europa, o a países que no son de primera línea y por dos pesos. No se si volvería con el viejo formato de rugby amateur, por ahí haría algo como el sistema neozelandés. Las uniones que tengan muchos jugadores, a los que quedan afuera del plantel, los reparten en las uniones más chicas y así el nivel mejora y es muy competitivo”.

Bruno Cuezzo (Los Tarcos Rugby Club  - Jugó 10 ediciones para Tucumán)

“Si, totalmente. Es la mejor competencia interna que puede llegar a tener el rugby argentino, si no quieren jugarlo como se jugaba antes, quizás se podría jugar como Región. Creo que Litoral (Rosario, Santa Fe y Entre Ríos) podría formar un muy buen seleccionado, que me atrevo a decir que le ganaría, y si pierde perdería por escasa diferencia ante cualquiera de las franquicias. De esta forma, podríamos profesionalizar a jugadores que actúan en nuestras regiones sin tener que irse a jugar afuera por el pancho y la coca”.

Rodrigo Crexell (Jockey de Rosario – Jugó 16 ediciones para Rosario)

“No se debe jugar el Argentino de Mayores. Jugué 18 campeonatos argentinos. Más de 20 partidos internacionales con Tucumán y fui capitán 8 años. El Argentino era un campeonato para que estén representados los mejores jugadores de cada provincia y tengan igualdad de oportunidades para ser elegibles para Pumas. Más allá del orgullo de la  representación provincial que no está en duda, a partir de 1995, con el profesionalismo, eso fue cambiando por que de a poco los mejores jugadores del país se empezaron a ir Europa. Ya en el mundial del año 2003, todos los jugadores de Pumas jugaban afuera y el Argentino todavía se mantenía porque los jugadores que surgían tenían un lugar para mostrarse y eso motivaba. Entre 2001 y 2008, casi 300 jugadores se habían ido a Europa. Todos o casi todos habían pasado por seleccionados provinciales o Pumitas. Pasamos a ser un país exportador de jugadores que no estaban  terminados de formar y eso atenta contra los Pumas, ya que muy pocos iban a clubes que los ponía a la altura de los mejores del mundo y muchos iban de relleno a clubes de segunda y tercera”.

“En 2008 se crea el Paladar para que los jugadores de todo el país tengan las mismas posibilidades de entrenar técnica y físicamente en igualdad de condiciones. Eso fue un éxito, ya que desde 2013 casi el 90 por ciento de los Pumas y Pumitas fueron formados en el sistema. Mientras tanto Europa requiere una cantidad impresionante de jugadores del mundo y es evidente que el jugador argentino formado en academias y con el sentido de identidad que dan los clubes es muy requerido. No tengo el número exacto, pero creo que 700 jugadores argentinos se fueron en los últimos 12 años a Europa. Aclaro, los 700 mejores”.

“Hacer un Argentino sin los mejores 100 o 200 jugadores, no tiene sentido. Tanto que el último partido que se jugó en Tucumán contra Buenos Aires en Lawn Tennis, creo que había 300 personas en la cancha. El torneo se fue muriendo solo. Los jugadores, salvo algunas excepciones, no tenían una gran motivación. Hablo de todo el país, no solo de Tucumán. La motivación era irse lo más rápido a Europa para jugar mejor rugby y ganar dinero. El profesionalismo es una ola a la que hay que adaptarse, y la mejor forma me parece una competencia regional intermedia como la SLAR”.

“No es que haya elegido el profesionalismo, pero creo que la mejor adaptación es esa, porque no quedará ningún jugador en la región. Creo que se debe pelear por mejorar el Torneo Nacional de Clubes”.

José Santamarina (Tucumán Rugby Club – Jugó 18 ediciones para Tucumán)

“El Argentino debe volver simplemente porque es hermoso jugarlo. Tuve la suerte de ganar algunos y perder otros, los que no tuvimos la experiencia del nuevo sistema, disfrutamos de competir con pares de otras provincias y por eso lo defiendo a muerte al Campeonato Argentino”.

Diego Mercol (Tala Rugby Club – Jugó 7 ediciones para Córdoba)

“El Argentino debe volver a jugarse, pero con los mejores jugadores de cada provincia. Tuve la posibilidad de jugarlo y es de lo mejor que me pasó”.

Julio José Paz (Tucumán Rugby Club – Jugó 10 ediciones para Tucumán)

“El problema del rugby argentino es saber qué quiere hacer con su competencia interna u dónde poner sus prioridades. Hay un problema más complejo que jugar o no un Campeonato Argentino. Revisar las fechas y el calendario. Nuestro país tiene de 34 a 36 fines de semana para desarrollar sus competencias amateur a nivel nacional, las giras de los clubes, y las competencias semiprofesionales con la SLAR. Me pregunto, ¿a qué le damos prioridad? Si el Argentino debe volver o no, depende si es que se cree que es la competencia más importante. Los interrogantes están planteados en un país donde tenemos cinco competencias diferentes al año en el interior”.

“Personalmente creo que debería haber equipos regionales y una fuerte competencia a nivel clubes con 12 a 14 fechas aproximadamente para el rugby provincial, de 12 a 14 fechas para el torneo interprovincial de clubes y unas 10 fechas para el Nacional de Clubes. Ese orden, se ordenaría y se atendería el rugby de clubes, que es lo más fuerte que tenemos. Debe haber una reestructuración. Todos quieren jugar todo, y no se puede”.

Daniel Graco (Tala Rugby Club – Jugó 3 ediciones para Córdoba)

“Apuesto por volver a recuperar uno de los torneos más tradicionales que existen, por idiosincrasia y valor que le da cada provincia. Así, darle competencia de élite a cada región, con el desarrollo de un staff de alto rendimiento y recuperar al público que se llega a ver a los jugadores que lo representan”.

Damián Rotondo (Córdoba Athletic Club – Jugó 9 ediciones para Córdoba)

“Al campeonato Argentino sin dudas hay que volver a jugarlo. Es lo que todos queríamos jugar, era nuestra mayor competencia, era un orgullo jugarlo y te enfrentabas a los mejores del país. Era y tiene que ser el sueño de todos los chicos jugar en la primera de su club y poder llegar al seleccionado de tu provincia, viajar por el país con amigos que terminan siendo como hermanos, poniéndonos en nuestra amada camiseta naranja, que todos buscaban vestir y no era para cualquiera”.

“Es un campeonato que servía para mostrarse, para tener posibilidades de una convocatoria a nivel nacional y considero que debería volver a ése sistema porque los chicos hoy en día si no están en las academias o no los captan en el sistema, no tienen un sueño o posibilidad cierta de que te llamen a un seleccionado nacional. Hay chicos muy talentosos que quizás explotan más grandes”.

Hugo Dande (Huirapuca S.C. – Jugó 13 ediciones para Tucumán)

“Estoy convencido que el Argentino de Mayores tiene que estar. Jugarlo era una fiesta y le da una identidad muy fuerte a cada provincia. Aún recuerdo cuando me preparaba para jugarlo y me llena de emoción. Su vuelta mejoraría el nivel y las aspiraciones del rugby local de cada región. Sería un gran incentivo para tirar cada provincia para un mismo lado. Tuve la suerte de jugar con y contra grandes jugadores”.

Cristian Ohanian (Tala Rugby Club – Jugó 3 ediciones para Córdoba)

“Jugar el Argentino es lo más lindo que me pasó fuera de mi club. Es algo indescriptible jugarlo y no dudo que debería volver. A nivel nacional es un campeonato muy federal. Deberían revisar en la UAR si es tu tema de dinero y tratar de solucionarlo con los recursos que tienen, sumado al apoyo de la World Rugby. Es una gran vidriera para ver más jugadores. De allí nacen los jugadores de selección. Sería un gran incentivo, en especial para nosotros los tucumanos. A nivel dirigencial debería haber un trabajo integral y recuperar algo tan positivo”.

Aníbal Terán (Tucumán Rugby Club – Jugó 10 ediciones para Tucumán)

“El Argentino como vestir la Naranja tiene un encanto especial, una magia. De allí salieron los mayores exponentes de nuestro rugby. Creo que se debería jugar, más allá de la cuestión que se pueda plantear. Hay que ponerle la zanahoria al que la quiera para que se vaya tras el objetivo más allá de la franquicia que valoro y de lo que quiera Buenos Aires. No es un sacrificio jugar un Argentino a fin de año, sacrificio es otra cosa. Debería ser un esfuerzo placentero y que jueguen los que tengas ganas y orgullo. Son cosas distintas la Superliga y el Campeonato Argentino de Rugby amateur.

Diego Vidal (Cardenales Rugby Club - Jugó 5 ediciones para Tucumán)

“La vuelta del Campeonato Argentino sería una gran vidriera que levantaría el nivel y el incentivo para el rugby del interior. No tengo la más mínima duda que se debe volver a jugarlo”.

Gabriel Pata Curello (Jockey Club de Tucumán – Jugó 12 ediciones para Tucumán)

“Sin duda alguna que debería volver el Campeonato Argentino de mayores por lo que significa el seleccionado para cada provincia. Nos estamos enfocando en el profesionalismo y nos olvidamos que los jugadores salen de la cantera de los clubes amateurs. De esa forma, darle más competencia a las regiones, volver a llenar las canchas de todo el país y sobre todo que los jugadores que llegan a ser profesionales pasen por las etapas de jugar en primera y  en el seleccionado,  y no se olviden de las bases del club que los formaron”.

“Siempre me pregunto si la  UAR solo trabaja y hace foco en 100 jugadores profesionales ¿Y si todos los clubes y seleccionados de la argentina serían pagados? ¿Cuánto sería el presupuesto? ¿Cuánto le cuesta a un club un jugador que a los 18 años no juega en la primera y en su selección? ¿Y cuántos son en realidad un porcentaje mínimo y que queda para el club y la unión local? ¿Y el resto de los supuestos amateurs que son casi profesionales y están sin cobrar nada solo por amor al rugby?”

“Debería la UAR brindar más competencia para los clubes amateurs y volver a juntar a las uniones del interior en un campeonato argentino que nos haga vibrar el juego que tanto amamos y a partir de eso seguramente saldrán más jugadores de selecciones,  más dirigentes, más  árbitros y sobre todo estaríamos más conectados con la verdadera esencia del rugby valores y amistad”.

Diego Más (Universitario de Tucumán – Jugó 11 ediciones para Tucumán)

“Claro que debe volver Argentino. Es una motivación y estímulo para cada jugador de los clubes llegar representará su provincia, lo cual potenciará y llevará a mejorar el nivel de cada club. Al mismo tiempo, va a jerarquizar a nuestra cada unión y a la misma región. Dicho eso, y aprovechando esa inercia, se podrá lograr tener una franquicia que representa no tan solo a nuestra provincia, sino a las provincias vecinas en la SLAR”.

“Considero que debe seguir jugándose la SLAR, ya que es un torneo de 4 meses y posteriormente se podrá disputar el Argentino, generando así mayor caudal de jugadores y con mayor competencia lo que lleva indefectiblemente a que el nivel se eleve. Siendo una vidriera para arribar a un combinado nacional. Soy un convencido que al volver el Argentino, será un atractivo no tan solo deportivo para las provincias, sino cultural, turístico y económico. Jugar a cancha llena y ser parte de la mística que encierra el rugby de Tucumán, hace que anhele la vuelta del gran torneo”.

Roque Araujo (Los Tarcos Rugby Club – Jugó 3 ediciones para Tucumán)

“En mi humilde opinión, se debería volver a jugar, no solo por el espectáculo en sí, sino porque es un estímulo aparte para jugadores y clubes, donde los jugadores no solamente suben su nivel deportivo, sino que además, hacen conocer el club a nivel nacional. En mi experiencia personal, puedo decir que es único y muy estimulante para cualquier jugador que presencie esta competencia”.

Mauricio Ferreyra (Palermo Bajo – Jugó 7 ediciones para Córdoba)

“Estoy totalmente de acuerdo que se juega el Argentino de mayores. Eso hace que los chicos tengan un alto sentido de pertenencia y nivel para arriba con respecto al incentivo de los mismos a la hora de representar a su provincia. De la misma manera, es positivo lo que está pasando con la SLAR, el Campeonato Argentino tiene su valor y es importante que vuelva”.

Facundo Soler (Tala Rugby Club – Jugó 7 ediciones para Córdoba)

"Lógicamente se debe volver a jugar el Argentino, es un incentivo para los jugadores y te invita mejorar para llegar a formar parte del plantel. Es sano porque uno se conoce y se hace amigos con jugadores de otros clubes y de otras provincias, que perdura para siempre. Tucumán se hizo grande cuando se formó un gran grupo, esa fue nuestra mayor fortaleza.
Es un incentivo para los entrenadores, capacitarse para tratar de llegar al seleccionado.

Marcelo Ricci (Los Tarcos - Jugó 10 ediciones para Tucumán)

"Me tocó ascender, descender y hasta jugar semifinales. Era una competencia muy buena para nuestras uniones. Representar a la provincia era un sentimiento muy lindo, muy motivante para un jugador, nos preparábamos durante meses para jugarlo. Generaba mucha pasión y unía a toda la provincia.
Como competencia, tenía un muy buen nivel y surgían los jugadores para los seleccionados nacionales. Creo que debe volver con todas la luces".

Arturo Mimesi (Universitario  de Salta - Jugó 16 ediciones para Salta)

Recomienda esta nota: