Domingo 22 de Octubre de 2017

22/12/2016

Regionales

ELECCIONES

Pobre Rugby

La dirigencia tucumana solo piensa en los propios intereses y no en el crecimiento de la región
Ampliar (1 fotos)

La lucha por la pelota está muy dividida.

Estos últimos días han desnudado las mezquindades y poca coherencia que existe en la dirigencia del rugby tucumano. Nadie -o muy pocos- piensa en el juego. A la mayoría solo le preocupa sus propios intereses. Pobre rugby.

El lunes pasado tendría que haberse elegido un nuevo presidente en la Unión de Rugby Tucumán. Una tarea que, a pesar de las diferencias que pudieran existir, no debería ser tan compleja. Más, cuando desde hace tiempo se sabía que este año se tocaba renovar el mayor cargo dirigencial. Se tendría que haber trabajado con más tiempo y llegar a la asamblea con el tema más "cocinado". De esta manera se deberían evitar las diferencias insalvables y los papelones. 

Solo habían dos candidatos (Pablo Garretón, de Universitario, y Santiago Taboada, de Tucumán Rugby), pero la asamblea no generó el humo blanco esperado y la elección fue postergada cuarto intermedio mediante.

Uno de los candidatos (Garretón) llegaba con una propuesta clara y la decisión firme de eliminar el Torneo Regional. Al menos como se compite hasta ahora. Los presidentes de los clubes deberían haberlo sabido. Incluso los que apoyan el regionalismo pero que en forma inentendible se sumaron al apoyo de este candidato cuya principal misión era recrear el viejo Campeonato con equipos tucumanos. 

No hubo consenso y, se comenta, este candidato se habría bajado a pesar de contar con la mayoría de los votos. Al menos, si es así, fue coherente con lo declarado ante la prensa, que solo aceptaría llegar al sillón presidencial con el consenso de todos los clubes. Esto no sucedió. Los números sondeados estaban 7-4 a su favor. Suficiente para ganar las elecciones pero no con el consenso que pedía.

En este contexto, si esto fuera cierto (aún no confirmado), quedaba en carrera solo un candidato. Pero los intereses y las mezquindades complicaron el panorama y comenzaron a aparecer varios nombres en carpeta. Se postergó la decisión y se pasó a un cuarto intermedio. Hasta aquí, todo normal y previsible. El tema es que con el correr de los días, en lugar de clarificarse el panorama este se complicó, a tal punto que hoy hay varios nombres dando vuelta.

El tema es que, de acuerdo al artículo número 38 el Estatuto de la Unión de Rugby de Tucumán ya no se podrían presentar nuevos candidatos. Si los presidentes de los 11 clubes tucumanos pasan por alto este punto y no respetan el estatuto se dejará sentado un pésimo precedente. Pobre rugby.

El artículo 38

Qué dice el artículo 38? Los artículos 36, 37 y 38 se refieren a la Asamblea General Ordinaria. Y el 38 habla específicamente de la presentación de los candidatos para integrar el Consejo Directivo de la URT. Dice lo siguiente:

ARTICULO 38º: Únicamente podrán ser elegidos como miembros del Consejo Directivo, aquellas personas que hayan sido propuestas hasta 48 horas antes del acto, por lo menos por dos afiliadas. El Consejo Directivo, hará conocer sus nombres a las restantes afiliadas, antes de la celebración de la Asamblea. La proposición de candidatos, deberá acompañarse de constancia de aceptación de la candidatura. Si no se hubiere formulado ninguna proposición de candidatos, la Asamblea podrá optar por proceder directamente a la elección o aplazar este punto del Orden del Día, por tiempo no mayor de ocho días.-

Así están las cosas. De acuerdo a este artículo, si uno de los candidatos se baja, debería haber sido ungido el que queda en carrera. No pueden aparacer nuevos candidatos. Al menos que se hubieran bajado los dos y esto abriría el juego para buscar nuevas alternativas. En una palabra, la elección quedó entrampada en un artículo del propio estatuto de la URT.

Si este no se cumple no se podrá exigir nunca más el cumplimiento de alguna norma. Sería borrar con el codo lo escrito con la mano. O puede usar la metáfora que desee. Lo cierto es que se estaría violando con las normas reglamentarias. Y serían cómplices los presidentes de los clubes que alientan la violación del estatuto. Nada menos. Pobre Rugby. 

Entendemos que, para que esto suceda, el candidato que queda en carrera debería deponer su postulación. Solo así habilitaría la presentación de nuevos candidatos. Si este no lo hiciera, no habría más de que hablar. Los clubes tucumanos solo deberían encolumnarse y brindar todo su apoyo para evitar los papelones y sacar el rugby tucumano adelante. 

Llegó la hora de deponer las mezquindades y los intereses propios a favor del rugby de Tucumán, en particular, y de la región, en general.

El rugby tucumano no está atravesando por un buen momento. Es hora de sumar, no de restar. Es hora de ponerse el overol, para sacarlo adelante. 

Hasta hace unos días solo se conocían dos nombres con el propósito de llegar a la presidencia de la URT. Hoy ya son seis! Cómo es posible? Dónde está el sentido común y el deseo de trabajar por el bien del rugby? Escuchamos en las últimas horas los argumentos de unos y otros. Muy mezquinos. Pobre Rugby.

Una elección muchas veces suele ser compleja. No es la primera vez que sean más de uno los aspirantes a la presidencia. No tiene nada de malo. Al contrario, es saludable que muchos dirigentes quieran trabajar por el rugby. Lo malo es el cómo llegar. Lo que estamos seguros, si no se respetan las normas y menos el estatuto, su presidencia estaría viciada. Sería muy malo para el futuro de nuestro deporte.

Por lo que vimos en las últimas horas, cada uno cuida su quintita en pos de sus propios intereses. Algunos, incluso, pensando en su carrera a nivel nacional por arriba del rugby tucumano. Pobre Rugby

Es hora de poner pausa, de una buena reflexión de todos los protagonistas que van a incidir en esta histórica decisión. Apoyamos a cualquier candidato siempre y cuando quiera trabajar por el bien del rugby y respetando las normas y los reglamentos preestablecidos. Que la mugre de la política no salpique a nuestro deporte. 

Es hora de que los protagonistas electores den el ejemplo de respeto y honestidad que tanto se pregona en el rugby. No solo hay que parecerlo, también hay que serlo. 



Recomienda esta nota: